La Nación /Mauricio Macri advirtió que el Gobierno embarga reservas de oro y dio guiños al plan de Bullrich

El expresidente coincidió con la precandidata del Pro en levantar el cepo cuanto antes y dijo que difiere con el actual jefe de gobierno en el cómo hacer los cambios que hacen falta.

El expresidente Mauricio Macri dijo esta noche que el gobierno “ha vuelto a tirar las reglas por la ventana” y denunció que está “embargando las reservas de oro. Están hipotecando el futuro”. En declaraciones a Joaquín Morales Solá, en TN, el exmandatario y líder del PRO se mostró en sintonía con el plan de Patricia Bullrich. “Hay que levantar el cepo cuánto antes”, indicó. Sin embargo, no dio un apoyo explícito a ninguno de los dos candidatos.

“Este Gobierno es el peor de la vuelta de la democracia, están vaciando el Banco Central, sino que adelantan impuestos del año que viene, se gastan los yuanes, y ahora, por primera vez, han embargado las reservas de oro, y una bola de importaciones que no para. Por suerte es el final. No va a ser fácil, la herencia es mucho peor de la que recibí. Hay que ser consciente que este nivel de deterioro cultural no creo que lo hayamos vivido antes”, alertó.javascript:falsejavascript:falseAds by

Cuando Morales Solá le preguntó, en concreto, por su preferencia en la interna de este domingo 13 de agosto, Macri señaló primero que Patricia Bullrich “cree con razón” que los argentinos están más inclinados a apoyar el cambio profundo, mucho más que “en 2015″. Luego, sostuvo que esa parte es la que lo diferencia de Larreta. “Horacio cree, y lo he discutido con él muchas veces”, que hay que consensuar. No creo que consensuar con los que fueron responsables de esto sea el camino”, explicó y añadió: “Pero ahora tengo la mira puesta en la unidad”.

“¿Por quién va a votar el próximo domingo?”, le preguntó Morales Solá. Y el expresidente sonrió. Sin embargo, aclaró: “Yo estoy convencido de que el cambio tiene que ser rápido y profundo”. “Por Jorge Macri voy a votar seguro”, sostuvo.

Más temprano, Macri se prestó a la foto de unidad para impulsar sin fisuras la precandidatura de su primo, Jorge, como jefe de gobierno. También en la línea de la unidad opositora, Juntos por el Cambio le puso lugar al búnker conjunto para esperar los resultados el día de la elección.

Dijo, también, que los argentinos “vamos a tener un momento muy difícil. Pero es lo que nos toca”. “El cepo al dólar…hay que hacer lo mismo que hice en 2015. No podemos tener miedo, el cepo ha vuelto a desstruir la Argentina. Los inversores sino dicen ‘no puedo volver a comprar no entro’. No podemos solo salir del cepo. Hay que hacer un cambio profundo, rápido y claro, hay que poner una solidez fiscal y bajar cinco o seis puntos del gasto público”, analizó.

Mauricio Macri entrando a los estudios de TN
Mauricio Macri entrando a los estudios de TN

Macri también recordó una anécdota de dos reuniones que tuvo cuando era jefe de Gobierno porteño con Cristina Kirchner, que era presidenta. “Me dijo barbaridades de Massa, hasta que pasó Alberto Fernández. Hoy, la veo rodeada de los dos. Lo que vemos es una terrible decadencia”, señaló.

El expresidente, además, habló de las “mentiras” del kirchnerismo. “La primera es que se puede emitir sin inflación. La segunda es la deuda, dicen que desendeudaron, nunca desendeudaron, quemaron ahorros para cambiar de deudas. A hoy, total, Banco Central y el Tesoro, son 136.888.000 de dólares que ha endeudado el gobierno de Alberto Fernández”, precisó.

La tercera mentira, según Macri, es que el Fondo Monetario es “gente mala, que quiere perjudicar a la Argentina. El Fondo son los otros países. Prestan a tasa baja porque lo hacen para ayudar”. Macri también criticó a Massa, por mentir con respecto al Fondo y el gasoducto. “La cuarta mentira es la confiscación, que terminó en estatización, que nos va a costar más de 10 mil millones de dólares”, dijo.

En otro tramo de la nota rescató la política de Seguridad de Bullrich cuando gobernó Cambiemos. “Dimos la batalla a los narcos”, señaló. Sobre los sindicatos, advirtió: “No hay que aceptar nunca más la extorsión de los sindicatos”, explicó.

Además, cuestionó la estatización de Aerolíneas: “El 80 por ciento de la gente no vuela y paga todos los años más de 500 millones”, afirmó. “Hasta Lula se dio cuenta que no le hacía falta una línea aérea. Basta de mentiras, del pseudo progresismo que se hace el distraído cuando se violan los derechos humanos”.

Sobre su posición de cara a las PASO, adelantó que está orgulloso del crecimiento del Pro, “de la importancia que tiene para el equilibrio de la Argentina. Los dos candidatos más competitivos son del Pro. Hemos hecho una primaria responsable. Las primarias americanas son 100 veces más duras. Agradezco que esto haya pasado”, aseguró. Macri explicó que la diferencia entre los dos candidatos está en el cómo. Sobre Larreta y Bullrich dijo que Patricia cree con razón que hoy hay una mayor apertura de la gente que en 2015, que los argentinos están más decididos a hacer el cambio”. “Y Horacio cree en la misma profundidad del cambio y que necesita una mayoría más amplia, y es donde yo tengo mi diferencia con él, lo hemos hablado muchas veces. No se puede consensuar con los que han sido responsables de todo esto”, precisó.

“No podemos supeditar el cambio de la Argentina. Creo que el cambio no puede estar supeditado a los que fueron responsables de esto. Mi foco está puesto en estar todos juntos”, sentenció.

“El día 14 somos un solo equipo dispuesto a cambiar la historia”, concluyó. Por otra parte, el expresidente dijo que el kirchnerismo habla de “Lawfare” porque es lo que ellos hacen. Y les pidió a los tres senadores con nombre y apellido para que eviten que Cristina Kirchner nombre jueces afines. Apuntó, específicamente, al electo gobernador Alberto Weretilneck. “Él ha viajado conmigo a China, estaba muy entusiasmado con exportar cerezas, le pido a él y a los otros dos senadores que tengan un gesto patriótico, porque para hacer todo eso se requiere seguridad jurídica”, precisó. También habló sobre Milei: “Tengo una relación muy buena con él, y trato de bajar su efervescencia sobre sus posiciones hacia dirigentes de nuestro espacio, pero no lo logro, es muy intransigente”.LA NACION

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.