Cronista / Larreta elimina el impuesto a las compras con tarjetas de crédito ¿Desde cuándo?

El jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, confirmó que tras el fallo de la Corte Suprema, quitará ese impuesto al consumo.

El jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, confirmó este miércoles que eliminará el Impuesto de Sellos sobre los resúmenes de las tarjetas de crédito (1,2% del total) gracias a los fondos de la coparticipación que llegarán tras la medida cautelar que dictó la Corte Suprema de Justicia de la Nación. «Estoy cumpliendo mi palabra. Crear ese impuesto al consumo fue una de las decisiones más difíciles de mi gestión», dijo.

El funcionario celebró el fallo de la Corte, que repone el nivel de la coparticipación quitada por Nación en septiembre de 2020 (2,85% de la masa de recursos) y anunció que con ese dinero, que en este año hubiera sido de unos $  $ 154.000 millones -y de $ 252.500 millones en los últimos dos años y tres meses, según fuentes de Economía de la Ciudad-, su administración quitará desde este jueves el cobro del Impuesto de Sellos en las compras tarjetas de crédito.

Además, la Ciudad reducirá del 8% al 2,55% el impuesto a los Ingresos Brutos sobre los instrumentos financieros (Letras de Liquidez -Leliq- y Pases que emite el Banco Central -BCRA-).

En una conferencia organizada con su equipo en la sede de Uspallata del GCBA, Larreta recordó que en septiembre de 2020 el presidente Alberto Fernández le avisó con un minuto de anticipación el recorte de recursos a los porteños.

Esa decisión ocurrió en medio de un reclamo de la Policía de la Provincia de Buenos Aires («bonaerense») por mejores sueldos, que paralizó al gobernador Axel Kicillof e incluso amenazó la seguridad de la Quinta de Olivos.

COPARTICIPACIÓN DE LA CIUDAD DE BUENOS AIRES

Aunque la poda de la coparticipación se venía conversando desde principios de 2020, la pandemia y la necesidad de mostrar unión política en la tragedia demoró esa discusión, que se saldó en septiembre de ese año. Desde entonces, Nación solamente transfirió el 1,4% de la masa de recursos coparticipables a la Ciudad.

Según dos informes que elaboró el Instituto Argentino de Análisis Fiscal (IARAF), «la medida cautelar implicaría un aumento del gasto público nacional en 2023 equivalente a 0,12% o 0,13% del Producto Interno Bruto (PIB)».

El efecto neto positivo para la Ciudad de Buenos Aires es que recibiría $ 271.000 millones extras por coparticipación y dejaría de recibir transferencias no automáticas entre $ 80.000 y $ 97.000 millones, por lo que el saldo rondará los $ 174.000 a $ 191.000 millones, explicó IARAF.

Sin la medida de la Corte, la jurisdicción gobernada por Larreta hubiera recibido el año que viene unos $ 249.000 millones de pesos de coparticipación automática más las transferencias no automáticas; con el fallo de ayer, en cambio, «CABA pasaría a recibir $ 520.000 millones en concepto de coparticipación y perdería lo no automático».

Asimismo, IARAF notó que este año la Ciudad recaudaría $ 76.000 millones atribuibles al gravamen de Ingresos Brutos sobre la colocación de Leliq y Pases, mientras que ingresarían $ 15.000 millones por Sellos al resumen de tarjetas de crédito.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.